diciembre 29, 2017

Eso que haces todos los días

Hace unos días me invitaron a dictar una charla/taller dirigida a los colaboradores de cierta empresa. Decidí hablarles acerca de los poderes ocultos que poseemos todos los seres humanos. Casi no se habla de estos poderes porque a la sociedad le conviene que las masas crean que la vida simplemente ocurre, que todo es al azar, que cuando alguien sufre es porque Dios así lo quizo y que algunos nacen con suerte mientras que a otros les toca vivir de tragedia en tragedia. Hoy compartiré contigo el primer poder.

El poder de nuestros rituales diarios. Con esto me refiero específicamente a las cosas que haces todos los días. La calidad de tu vida dependerá mucho de la calidad de las actividades que repites. Si lo primero que haces al abrir tus ojos es revisar redes sociales para ‘enterarte’ o si vuelves a cerrar tus ojos para dormir un ratito más aunque sabes que luego te tocará andar apurado para no llegar tarde, si maldices porque casi no dormiste, si piensas en lo horrible que estará el tráfico… entonces no puedes sorprenderte cuando tu día y tu vida en general toman un rumbo negativo.

Lo que sucede es que cuando nos pasan cosas malas automáticamente culpamos al gobierno, el clima o la vecina sin darnos cuenta que deliberadamente decidimos empezar el día mal.

Tu ritual matutino marca la dirección de tu día y de tu vida. Levántate de una vez. Si postergas le estás enviando un mensaje negativo a tu día: no me interesa vivirte hoy. No te disfrutaré. Déjame seguir en este estado porque no me ofreces nada bueno.  

Toma algunos segundos para pensar en 3 ó 5 cosas por las cuáles agradeces. No tiene que ser nada grande, pero sí piensa en algo nuevo cada día: tu cama cómoda, el acondicionador de aire o abanico, las sábanas limpias, agua tibia para tu baño, jabón, papel higiénico, pasta dental… ¿Entiendes? Porque aunque no pienses en ello, hay muchas personas que no tienen nada de eso.

Ejercítate. No es cuestión de encontrar el tiempo, es cuestión de prioridades. Aprende a tratar tu cuerpo como el tesoro irremplazable que es.

En lugar de dramas en redes sociales, escucha audios que te motiven a ser mejor. Vivimos en un momento en que la información sobre casi todo está al alcance de la mayoría. Llena tu mente de palabras que te harán desarrollar más determinación para alcanzar tus metas, en lugar de perder tiempo viendo videos de mascotas, tragedias o farándula que no contribuyen nada a tu vida.

Tu ritual nocturno es igual de importante porque puede influir sobre tu descanso. Evita dormirte viendo novelas, noticias o películas de acción. Es más, no uses el televisor como si fuera canción de cuna. 

Antes de dormir, toma una ducha relajadora. Esto te ayudará a quitarte de encima todo lo que no fue bueno durante el día.

Lee o escucha algo que contribuya a tu crecimiento personal. A veces las únicas palabras positivas que uno escucha durante todo el día son las que uno mismo se dice. Entonces debes deliberadamente escoger escuchar que tú puedes, que eres maravilloso y que lo estás haciendo bien.

Medita en todas las cosas que ocurrieron ese día por las cuales agradeces. No tiene que ser una lista larga: encontré un buen estacionamiento, mi almuerzo estuvo delicioso, el carro no me dio problemas, llegué a casa a salvo.

Tus rituales diarios tienen poder porque marcan el rumbo y establecen la pauta. Si quieres ver cambios en tu vida primero necesitas analizar qué es lo que haces a diario. En cuanto cambies algunos aspectos de tus rituales diarios, empezarás a crear resultados diferentes.

Cuando yo dejé de revisar mis redes sociales a penas abría los ojos empecé a notar que mis finanzas mejoraron. No te puedo decir con certeza cuál es la conexión, pero no fue casualidad. Ahora no tengo Facebook en mi celular, solamente lo puedo revisar en mi computadora porque no quiero perder tiempo sentada viendo fotos de gente que ni conozco. Además establecí que no revisaré mi cuenta de Facebook antes de las 8 am. En su lugar, repaso mi lista de agradecimiento, hago ejercicio, luego escucho audios con mensajes enaltecedores. Este pequeño cambio ha tenido un impacto inmenso en mi vida.

Te invito a revisar tus rituales porque tu 2018 simplemente será otro año más, al menos que tú cambies.

4 Comments

  1. Karol diciembre 29, 2017 4:11 pm

    Gracias por los consejos…estas son las cosas que hacen diferente nuestras vidas….dar gracias siempre, cuidar de uno y no alimentarnos con las cosas tóxicas que nos ofrecen…no hay nada como disfrutar la vida siempre con optimismo

    Responder
  2. Karina diciembre 30, 2017 7:20 am

    Muy de acuerdo la gente no sólo se levanta y se acuesta con redes aparentemente es un motor que los mueve a diario.

    Responder
  3. Joy Philip enero 6, 2018 1:19 pm

    Que buena forma de terminar el 2017 y empezar el 2018. Tan cierto, todos tenemos poderes ocultos los cuales debemos siempre utilizar para alcanzar nuestras metas.

    Responder
  4. Anónimo mayo 17, 2018 1:35 am

    whoah this blog is fantastic i love reading your articles. Keep up the great work! You know, lots of people are searching around for this information, you could aid them greatly.

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*