Caminando entre violadores y corruptos

Me parece risible que muchas personas inviertan tanto tiempo en quejarse por lo que perciben como fallas en los demás sin detenerse a preguntar de qué manera ellos mismos han contribuido al problema y si será que pueden hacer algo para mejorar las cosas.

Cada vez que toco estos temas alguien se ofende. Te advierto, pues. Y por ahí mismo te aconsejo que busques una manera sana, coherente y madura para lidiar con tu dolor en lugar de creer que insultar a otros te ayudará a sentir mejor.

Voy a mencionar dos situaciones específicas: hombres abusadores/violadores y políticos corruptos. Hago el anuncio para que dejes de leer si son temas desencadenantes para ti.

No estoy de acuerdo con los que anuncian que hoy día la mujer debe caminar por la calle con miedo a ser asaltada. Esto no significa que no creo que vaya a suceder un asalto. Lo que significa es que vivir con miedo a ser asaltada no resuelve el problema. Tampoco creo que la solución es hacer piqueteos y caminar con pancartas denunciando el abuso. He atendido a hombres que han sido abusadores sexuales o que han golpeado a su pareja. NINGUNO ha leído una pancarta y ha decidido cambiar. TODOS han podido contar incidentes traumáticos en  su niñez.  ¿Es una excusa? CLARO QUE NO. Es una clave y un llamado a que les prestemos más atención a los niños, que desarrollemos programas que rescaten a aquellos que viven en situaciones de vulnerabilidad social, a que CRIEMOS MEJOR A NUESTROS VARONES.

No importa la cantidad de anuncios, días conmemorativos o huelgas que se organicen: no son la solución.

Pasemos a evaluar la cantidad de personas denunciando a los políticos corruptos. Tienen derecho, tiene sentido, háganlo.  Sin embargo, antes de eso hagamos una revisión de lo que está sucediendo en muchos hogares.

Como he estado enseñando por tantos años, conozco a cientos de docentes. Les he preguntado a varios y todos han coincidido en que el año pasado cuando las clases eran totalmente en linea la mayoría de los estudiantes regulares pasaron a obtener calificaciones casi perfectas.  Podrás decir que fue porque mamá y papá estaban en casa con ellos. Estoy de acuerdo. No solamente estaban con ellos si no que también les hicieron las asignaciones.

Al inicio de este año escolar una señora me contactó porque quería hacerle una evaluación académica a su hijo. Resulta que el pequeño estaba recibiendo adecuaciones curriculares en el 2019. Luego se volvió genio en el 2020 y la escuela le había informado que ya no recibiría adecuaciones para el 2021 porque había mejorado tanto.  La señora buscaba ahora probar que el chico seguía con dificultades para aprender.

Yo enseño tres clases de inglés avanzado y sé exactamente cuál es el nivel de cada uno de mis estudiantes. Sé hasta dónde manejan el idioma. La mayoría de mis tareas consisten en enviar un audio, pero está el temita de Writing. Obviamente les toca escribir en esa clase. En tiempos pre COVID todo se escribía en clase pues nunca he creído en tareas, pero los tiempos cambian y uno se adapta.

Lo que muchos padres y madres no entienden es que es casi casi imposible que un chico al hablar tenga cierto vocabulario, cierta manera de unir las palabras, ciertas fallas específicas en el idioma pero que pueda escribir a la perfección y con una madurez que superan sus años. Obviamente alguien le hace la tarea, pero es difícil de probar. La verdad es que eso les hace más daño a ellos que a mí; yo ya hablo y escribo en inglés como mi lengua materna. (Apellido Blackman, gente)

Pero cuando un estudiante entrega una poesía que yo encuentro en Google  (sí, verifico todo) y le pongo un 2.0 (porque soy generosa) y le digo que debe bajar de nivel porque ya no puedo confiar en su trabajo y luego se aparece una mamá justificando el plagio encuentro la respuesta a la corrupción en Latinoamérica.

Yo he escuchado de estudiantes que pierden becas, les suspenden o hasta les expulsan por plagio y les ponen la nota mínima.

Ningún político cumplió 18 años y decidió ser corrupto; ESO LO APRENDIÓ DESDE PEQUEÑO y lo más probable fue que lo aprendió en casa.

En conclusión: Si quieres que las mujeres caminemos con confianza por  la calle y que los políticos dejen de robarse la plata CRIA MEJOR A TUS VARONES y NO PROMUEVAS LA CORRUPCIÓN EN TU CASA.

*Para los que no viven en Panamá el sistema de calificación va de 1 a 5. Para aprobar una asignatura se necesita 3.0 mínimo